06 junio 2010

El hombre sin prisa

El comportamiento de U había empezado a levantar sospechas: parecía un hombre feliz. En el Ministerio se rumoreaba, U no se ajusta a protocolo. Entraba risueño por las mañanas, cumplía con sus obligaciones laborales y se retiraba sonriente por las tardes. Su jefe decidió ponerle un espía; no se despegue de U ni de día ni de noche. El informe fue inaudito; U sale de casa silbando una canción de Rihana, compra el diario bromeando con el quiosquero, cede su asiento en el autobús. No parece tener prisa y saluda a todo el mundo según entra en la oficina. Al salir, recoge a sus niñas del colegio, hace la compra y después juega con ellas en el tobogán. Alarmado, su jefe lo llamó a capítulo; me tiene Vd. preocupado. U le respondió, esto está en manos de los psiquiatras; se trata de un caso único y de momento no hay tratamiento eficaz.

10 comentarios:

Fanny Brice dijo...

Ay, es que normalidad, honradez y felicidad siempre han estado bajo sospecha.

Julia dijo...

Entonces ten cuidado, no te pongan una multa.

Fanny Brice dijo...

Lo que me faltaba, y encima que me quitaran los puntos del carné.

Me han soplado que este finde (celebración de por medio) te mojarás los pies en la Zurriola...

Julia dijo...

Me han dicho que aunque no vayas a la playa te mojas los pies igual... ¿Es eso cierto?

Fanny Brice dijo...

Y tan cierto. Se llama "verano ártico".

JaiMe-fleXia dijo...

Feliz verano y feliz relato Julia.

Un besote, voy a buscar también un psiquiatra bueno pa lo mio....el papel!!

Plegador

Julia dijo...

Plegador: Conozco un psiquiatra de cartón piedra que te puede ir bien. ¡Besos!

Andrés dijo...

¡Vaya Julia!

No sabes cuánto me he alegrado, al pasar por aquí por primera vez en un tiempo, de ver a Daniel Sada, del que ya hablamos en http://www.andresmartinez.es/index.php?id=369&l=1, mirándome de frente. Que tengas un buen comienzo de verano. A.

Julia dijo...

Seguí tu sabio consejo, Andrés, y me sorprendió este Daniel.

Espero que estrenes estación con ganas, en mi caso confío más en el final del verano. Besos.

Andrés dijo...

Me alegro por tí y por Daniel. Principio o final de la estación, que la disfrutes ;)