06 noviembre 2008

Cómo te llamas

A pesar de ser matemático, de vez en cuando a P se le ocurrían ideas brillantes. Un día pensó, tiene que haberlo. Un gráfico que explique la vida. Se sentó en el escritorio y anotó las personas que de algún modo influían en su manera de sentir. Le salieron trece. Después trazó una cruz con valores positivos y negativos; en el eje de abscisas puso «sensibilidad»; en el de coordenadas, «generosidad». Fue valorando una a una a las personas de la lista, que quedaron reflejadas como puntos en la gráfica. P observó el resultado: una nube de motas se repartía entre los cuadrantes; doblenegativas, positivonegativas, negativopositivas. Dobles positivas. Entonces dibujó una circunferencia en el cuadrante superior derecho y resolvió, los que se queden fuera no cuentan. En ese momento vino su hija, se fijó en los puntos ajenos al círculo y le preguntó, cómo se llaman. P le contestó, no lo sé, lo que no tiene nombre no existe.

L A M I C R O S C O P I S T A ©


5 comentarios:

Andrés dijo...

Dear Julia,

"un gráfico que explique la vida": siempre he pensado que debe de haberlo. Más que la vida y sus argumentos, la vida y sus tiempos; de ello hablamos con algunos amigos en el punto a) del post "Las fidelidades tangentes" (http://www.andresmartinez.es/index.php?id=318&l=1), pero yo aún no he logrado dibujar ese calendario mental de la vida entera. Pero algún día daré con él (y te aviso)

Julia dijo...

Cher André, muy buena esa entrada que lleva a otra entrada que lleva a pensar (meses a distinta escala, qué gran verdad).

Curiosa la conexión, me inquieta ese empeño que tenemos en clasificarlo todo, o en plasmarlo en papel, o en llevarlo a una fórmula que pueda resolverse. Es como convertir en racional lo que no puede serlo, ¿un intento desesperado de entenderlo todo?

Andrés dijo...

La de Eduardo Moratinos, ¿verdad? Ese gráfico me dejó seducido; yo "tengo uno en la mente", pero no del plazo de un año, sino de una vida, pero... no logro plasmarlo. "Intento desesperado de entenderlo todo": sin eso, no seríamos lo que somos (y no tendríamos blogs). Un fuerte abrazo, y buen fin de semana. Am

Oli dijo...

Guau, la blogofrenia te ha salpicado a 24 frames por segundo.


OLI I7O

Fanny Brice dijo...

Me paresió ver un lindo gatito...